ENTREVISTAS

“Es importante transmitir lo que significan las enfermedades bucodentales y su prevención en el conjunto de la salud global”

La participación de una sociedad científica de Odontología en un congreso que reúne a diferentes especialidades de la Medicina es un hecho importante para la profesión. Y es que, como indica la Dra. Paula Matesanz, secretaria de la Junta Directiva de SEPA, “para hablar de salud general debe atenderse también a la salud oral; la salud del individuo es algo global y para alcanzarla es preciso que todas las partes del organismo estén sanas, incluyendo la cavidad oral”, según destaca esta experta que co-presenta la doble sesión científica que SEPA celebra en el 2º Congreso Nacional Multidisciplinar COVID-19

24 May 2022

En SEPA llevamos mucho tiempo trabajando en estrechar los lazos y trabajar codo con codo con diversas sociedades médicas

Sin duda, la Odontología se convierte en un aliado imprescindible en la lucha frente a la COVID-19…

La crisis provocada por la COVID-19 ha hecho que muchas personas tomen conciencia de su salud por primera vez, y es importante que la Odontología esté presente y sea tenida muy en cuenta en este nuevo escenario. Hay que transmitir claramente el mensaje de la importancia de lo que significan las enfermedades bucodentales y su prevención dentro del conjunto de la salud global.

Somos un aliado necesario para conseguir y mantener una óptima salud general de las personas. Específicamente, en las sesiones que coordinamos dentro de este Congreso se va a identificar a la salud bucodental como un aliado en el posible control y manejo de una enfermedad sistémica. Por un lado, hay una sesión en la que se destaca la posibilidad de desarrollar estrategias preventivas frente a la infección por SARS-CoV-2, a través de antisépticos con acción virucida, tal y como se está haciendo en las consultas odontológicas, y que puedan ayudar a prevenir el contagio. Y en una segunda sesión se detalla otra importante línea de investigación, que consiste demostrar cómo la periodontitis y/o la mala salud bucodental pueden favorecer el agravamiento de la COVID.

En conjunto, me parece una temática muy actual y de interés. Personalmente, me resulta igualmente importante el desarrollo de nuevas estrategias de prevención, por un lado, como el control del empeoramiento de la COVID-19 a través de la salud bucal, por otro.

Analizaremos la posibilidad de desarrollar estrategias preventivas frente a la infección por SARS-CoV-2, a través de antisépticos con acción virucida

¿Hasta qué punto considera que la salud bucal es clave en el origen, desarrollo y agravamiento de la infección causante de la COVID-19?

Con el conocimiento actual sobre la llegada y el comportamiento del virus en los primeros momentos, la boca es una de las protagonistas en el arranque de la COVID-19; por lo tanto, el diseño de estrategias para bloquear el asentamiento inicial del virus y su replicación es, sin duda, un factor esencial. En esta línea, se está desarrollando mucha investigación sobre el uso de colutorios de acción virucida, que puedan actuar como bloqueantes del virus en la boca en estos primeros momentos.

Por otro lado, sabemos que los efectos de la periodontitis, como resultado de la inflamación sistémica que origina, tienen un impacto en la respuesta frente al virus, pudiendo no solo aumentar el riesgo de hospitalización de los enfermos, sino elevando significativamente el riesgo de fallecimiento de los pacientes con COVID-19. Por consiguiente, queda claro que, a día de hoy, contamos con suficientes evidencias que nos permiten relacionar el curso de la COVID-19 con la periodontitis.

Se está desarrollando mucha investigación sobre el uso de colutorios de acción virucida, que puedan actuar como bloqueantes del SARS-CoV-2 en la boca

Respecto a lo que comentaba sobre la profusa y prometedora investigación sobre los posibles beneficios de algunos colutorios en la prevención de la transmisión de la COVID-19, ¿es optimista respecto a las evidencias que se pueden obtener?

Por ahora, se ha comprobado que la mejor estrategia de prevención frente a la COVID-19 sigue siendo el uso de la mascarilla y el mantenimiento de la distancia interpersonal, y todavía no podemos hablar de ninguna otra forma de prevención con eficacia comprobada. Sin embargo, es cierto que existen antisépticos con acción virucida que pueden ayudarnos a minimizar los contagios en aquellos momentos en los que no se puede utilizar la mascarilla, y esta es la línea en la que se está trabajando en las consultas de Odontología. En esta línea, se conocía desde hace tiempo la posible indicación de la povidona yodada o del peróxido de hidrógeno. Sin embargo, estos productos tienen importantes limitaciones derivadas de su baja sustantividad, es decir, derivadas del tiempo en el que se mantienen eficaces en la boca, donde están sometidos a la acción “limpiadora” de la saliva, que enseguida hace que desaparezcan. Para tratar de subsanar esta limitación, la industria y la ciencia están trabajando en el desarrollo de productos con principios activos virucidas que puedan prolongar algo más su acción en la boca, como sucede con el cloruro de cetilpiridinio.

Para más información e inscripción (gratuita) en el 2º Congreso Nacional Multidisciplinar COVID-19, aquí.