NOTICIAS

7 pasos para dejar de fumar…con la ayuda de tu dentista

La Fundación SEPA y la Sociedad Española de Periodoncia, junto con expertos del Comité Nacional para la Prevención del Tabaquismo (CNPT), han elaborado un protocolo para facilitar la cesación tabáquica desde la consulta dental. Se asienta en siete pasos fundamentales.

09 JUN 2021

Es fundamental inicialmente marcar unos objetivos de actuación basados en una relación de confianza con el paciente que quiere dejar de fumar y conseguir su motivación. La intervención para la cesación tabáquica a través del consejo breve debe tener una duración máxima de 10 minutos y se realizará antes del tratamiento planificado, excepto en la primera vista, que se efectuará al final de la misma una vez estén cubiertas las necesidades del paciente en cuanto a su diagnóstico y plan de tratamiento periodontal/restaurador,…Se propone que las visitas sobre cesación tabáquica se planifiquen coincidiendo con las citas de tratamiento periodontal.

  • En la primera visita, se realizará una necesaria entrevista, para evaluar la condición de fumador y el uso del tabaco, así como para determinar si el paciente quiere o no dejar de fumar; con todo ello, se procederá a la recogida de datos. En todos los casos, se ofrecerá apoyo y se entregará material impreso con consejos breves sobre los beneficios de la cesación tabáquica
  • En la visita 2, se identificará el estadio de motivación para el cambio, se valorará el grado de dependencia y se marcará la fecha del cese; además, se ofrecerán recomendaciones sencillas y personalizadas, informando de los efectos transitorios tras el cese del hábito
  • En las visitas 3, 4, 5 y 6 (1, 2, 3 y 6 meses desde el cese), el objetivo será reforzar el beneficio que se deriva del cese tabáquico y se ofrecerá la motivación necesaria para continuar o para volver a intentarlo (el riesgo máximo de recaída es a los 3 meses de la cesación)
  • Finalmente, en la visita 7 se pone fin a la intervención (aproximadamente 12 meses desde que se produjo el abandono del tabaco), siendo el momento óptimo para confirmar el cese del hábito, reforzar el beneficio y ofrecer la motivación para continuar o para volver a intentarlo.