CONSEJOS

6 consejos para prevenir las enfermedades periimplantarias

Los implantes dentales deben cuidarse como los dientes naturales. Aquí te aportamos 6 consejos prácticos para su higiene adecuada y el mantenimiento de su salud.

05 JUL 2021

Las enfermedades periimplantarias son una de las complicaciones más frecuentes en la restauración con implantes.  Son procesos infecciosos (causados por bacterias) que afectan a los tejidos que rodean los implantes dentales: la mucositis y la periimplantitis.

La mucositis es la inflamación de la mucosa que rodea al implante, sin que haya afectación del hueso en el que el implante ha sido colocado. Habitualmente se diagnostica por la presencia de sangrado a la exploración (al sondaje) y ausencia de pérdida ósea en la radiografía.

En la periimplantitis además de existir inflamación de los tejidos blandos periimplantarios (y, por consiguiente, sangrado), se produce la pérdida progresiva del hueso que aloja
al implante y que es apreciable en una radiografía. El avance de la enfermedad puede terminar con la pérdida del implante.

¿Cómo ayudar a prevenirlas?

  1. Realizar un correcto cepillado de dientes e implantes, incluyendo dispositivos de higiene interdental (como el hilo/ seda dental o los cepillos interproximales) después de cada comida.
  2. Si la prótesis que se lleva sobre los implantes dentales no permite llevar a cabo una correcta higiene alrededor de todo el implante (incluidos espacios entre implante/diente o implante/ implante), es necesario acudir al odontólogo para que modifique o cambie la forma de la prótesis y se posibilite una higiene adecuada.
  3. Acudir a la consulta dental para que el odontólogo/periodoncista lleve a cabo la limpieza profesional de los implantes al menos dos veces al año.
  4. Si padeces periodontitis, llevar a cabo las visitas de revisión y mantenimiento con el periodoncista con la frecuencia que este indique (habitualmente cada 4-6 meses), para mantener controlada la enfermedad.
  5. Abandonar el hábito tabáquico.
  6. En las personas diabéticas, extremar las medidas para conseguir un control adecuado de los niveles de glucemia.